Inicio Traumatología El cartílago

El cartílago

El cartílago

El cartílago es un tejido especializado que recubre las superficies óseas que forman una articulación y que tiene las funciones de servir como amortiguador y disminuir la fricción o roce cuando movemos nuestras articulaciones.

Separa y evita que un hueso roce con el otro. Es de color blanquecino y brillante y tiene un espesor o grosor de entre 2 a 4 mm.

Está formado por un entramado de fibras de tejido colágeno, abundantemente hidratado, y unas células llamadas condrocitos. Se nutre por difusión desde el líquido sinovial de la articulación ya que carece de vasos y nervios. El movimiento articular favorece esta alimentación y por eso es conveniente mantener el hábito de hacer ejercicio regularmente.

Con la edad, el cartílago comienza a desgastarse y aparece la conocida enfermedad llamada artrosis. Factores externos como la obesidad, traumatismos, lesiones o cirugías previas sobre la articulación, pueden favorecer la aparición de esta artrosis en edades más tempranas.

El cartílago tiene muy poca capacidad de regeneración. Como hemos dicho, el ejercicio moderado y un buen control del peso, pueden prevenir el daño y deterioro del cartílago articular y son quizás las mejores medidas preventivas que podemos adoptar.

Existen algunos medicamentos o sustancias que, bien tomadas vía oral o bien inyectadas en la articulación artrósica y sintomática, pueden disminuir el dolor y enlentecer el proceso degenerativo del cartílago en grados de artrosis leve y moderada.

Así mismo, existen distintas técnicas quirúrgicas para tratar las lesiones del cartílago articular: desbridamientos artroscópicos, perforaciones, injertos osteocondrales, injertos de condrocitos cultivados, etc.

Datos de contacto

Mapa de localización

Copyright © 2013 Clínica Garralda Del Villar. Todos los derechos reservados